Pasos a seguir para dar de baja un coche 

 

 

 

 

 

 

Seguro que todos en algún momento de nuestra vida nos hemos encontrado con un coche viejo con el que no sabíamos muy bien qué hacer, los recambios y sobre todo las piezas de un coche se fabrican con una gran durabilidad, pero con el paso del tiempo esas piezas empiezan a envejecer el uso hace que se desgasten y que o bien haya que cambiarlas por otras nuevas o simplemente no nos merezca la pena y debamos deshacernos del coche sin más. Pero claro no todo el mundo está preparado para deshacerse de su coche o no sabe muy bien los pasos que debe seguir, por lo que nos encontramos con un coche viejo que apenas funciona en una plaza de garaje que debemos pagar resulta una situación un poco incómoda debido a los tiempos en los que vivimos, además no debemos olvidar que los gastos ocasionados por el permiso de circulación deben ser cubiertos cada año utilicemos el coche o no, a no ser que le demos de baja en la Dirección General de Tráfico cuanto antes y nos ahorremos el tener que pagar encima recibos innecesarios.

Por supuesto antes de dar el primer paso para dar de baja un coche debemos tener claro que lo queremos hacer ya que una baja permanente se convierte en irrevocable, por eso antes de nada debemos estar muy seguros del paso que vamos a dar. En segundo lugar debemos saber que estas gestiones las hace un desguace por lo que es imprescindible ponernos en contacto con uno cuanto antes, hay quien piensa que su coche todavía puede tener algún valor monetario y eso está bien, para ello lo mejor es buscar en desguaces que pagan por entregar sus coches, es decir, tasan el vehículo y te dan el precio de su valor en ese momento. Es una buena idea de esa manera no nos da la sensación de estar regalándolo.  El desguace deberá realizar unas gestiones antes de que nos vayamos por lo que deberemos adjuntar la documentación que nos soliciten a fin de llevar los trámites lo más rápido posible. Después una vez la baja se haya realizado el desguace nos debe entregar un papel asegurándonos la entrega del vehículo en sus instalaciones para en el caso de que nos reclamen alguna cuota del ayuntamiento podamos certificar que el coche ya no está con nosotros y que nos hemos desecho de él como lo marca la normativa vigente.